MUSE, ¡¡que chingones son!!

¿Qué se puede decir de un concierto cuya esencia musical fue perfecta? MUSE se presentó en el Palacio de los Deportes y demostró con maestría porqué son una de las bandas más grandes del mundo. Poco más de dos horas sirvieron para darnos cuenta de la magia creada por Matthew Bellamy, Dominic Howard y Christopher Wolstenholme, 22 canciones en sincronía inmejorable con el público quien en ningún momento mostró signos de debilidad frente a tres monstruos que han logrado conquistar el mundo en todas sus latitudes.

En punto de las 7:30 se apagaron las luces para dar vida a uno de los mejores conciertos del año. Supremacy comenzaba con la euforia multitudinaria, esa que nunca dejó de existir. Map of the problematique le seguía con el único propósito de mantener cautivo a un público cuya expectativa fue más que superada. Panic Station y Supermassive BlackHole volvían locos a los fanáticos demostrando que la noche apenas comenzaba, que la magia iría in creccento y que más de uno quedarían afónicos. Knights of Cydonia fue din duda una de las rolas más coreadas entre una larga lista de grandes canciones.

La noche pasaba, las rolas seguían y el público no cesaba de gritar. Miles de jóvenes uniendo sus voces en un solo aullido voraz que hacía que el Palacio de los Rebotes temblara al ritmo de MUSE. Hysteria y Liquid State generaban escándalo para los más de 25 mil aficionados, quienes desde varias horas antes ya se apretujaban hasta adelante para ver a los ídolos. Tres cabezas, un sólo cuerpo y un mismo espíritu enriquecedor entre decenas de miles.

Blackuout, Starlight y Survival fueron las tres canciones que marcaron el regreso de la banda a un escenario caliente, lleno de emoción e histeria colectiva. Tres canciones que para muchos no fueron suficientes pero que lograron cautivar a toda una audiencia ávida de buena música. Dos horas después de iniciado el concierto la banda se despidió dejando el mejor sabor de boca entre una multitud ansiosa de volverlos a escuchar, entre miles quienes lamentaban el término del concierto, el cual había pasado tan rápido. MUSE, una de las bandas destinadas a ser un ícono mundial se iba, no sin antes haber llenado miles de corazones quienes desde hace años pedían su regreso. Gracias MUSE, son simplemente !chingones!

Canciones que faltaron: Ressitance, Stockolm Syndrome, Assassin, Showbiz. Fuera de eso no se puede pedir más.

Un video no oficial de la gira que se presenta en todo el mundo.

Aquí el setlist.

Commentarios

commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.